Qué es el Esguince de Tobillo y cómo tratarlo

Fecha de la última modificación

Comments: 0

El Esguince de Tobillo como Patología del Pie

El esguince de tobillo es la lesión que con mayor frecuencia afecta al pie, un 49% frente al 25% de fracturas y 17% de contusiones. Es más frecuente en los deportes de contacto y si miramos por sexo es más común en hombres que en mujeres.

Se produce tras un movimiento forzado hacia dentro o hacia fuera del pie que provoca la elongación de los ligamentos laterales del pie. Si se afecta el ligamento interno hablaremos de esguince interno y si se afecta el ligamento externo se llamara esguince externo.

El esguince externo es mucho más frecuente que el interno, del orden de 80% a favor del externo.

El esguince de tobillo, también llamado entorsis, llega a ser tan frecuente que supera en número de afectaciones, tanto a las lesiones de rodilla como de cadera.

Ligamentos del pié afectados en el esguince de tobillo

Como decíamos en el apartado anterior el esguince de tobillo que con mayor frecuencia se presenta es el externo y, por lo tanto, el ligamento externo es el más afectado. Por ello. durante todo el artículo nos ocuparemos principalmente de este esguince.

El ligamento lateral externo está formado por tres fascículos o haces, el anterior, el medio y el posterior. El que presenta una mayor incidencia de lesiones es el fascículo anterior con un 72%. Esto es debido al mecanismo lesional que lo provoca. Habitualmente supinación, la planta del pie mira hacia la parte interna,  junto con una flexión plantar del pie, es decir, alejando el pie de la pierna.

Clasificación del esguince según su gravedad

El esguince de tobillo se puede clasificar para conocer la gravedad de la lesión y conocer el tiempo que puede tener de recuperación.

Grado I

Es el nivel de afectación más leve. Con mayor frecuencia nos encontraremos lesionado sólo un fascículo del ligamento, normalmente es el fascículo anterior, que es el que va desde la punta del maleolo del peroné hasta el astrágalo. El fascículo medial se puede afectar también de forma única, pero es menos frecuente por el movimiento que suele hacer el tobillo al lesionarse. La frecuencia de afectación de este grado es del 45,3 %.

Grado II

Nos encontramos con que la afectación ya ha sido mayor y, tanto el fascículo anterior como el posterior están afectados. El tiempo de recuperación se alarga, normalmente unas tres semanas mientras que la recuperación del grado I oscila entre 7 y 10 días. El porcentaje de lesiones en este grado es del 43,7 %.

Grado III

Es la más grave. Frecuentemente nos encontraremos con un pie muy inestable, con gran impotencia funcional e incluso muchas veces con deformidad por subluxación de las articulaciones. Por suerte, para la persona que lo sufre es poco frecuente, pero si alguna vez se produce es muy probable que se haga necesaria una intervención quirúrgica para reestablecer los ligamentos dañados.

  • Grado I. Menos grave. Entre 7 y 10 días de recuperación.
  • Grado II: Gravedad moderada. 3 semanas de recuperación.
  • Grado III: Muy grave.Normalmente se resuelve en quirófano.

Parece ser que el haber sufrido previamente una lesión de esguince de tobillo es un factor predisponente para volver a sufrirlo. Según las estadísticas un 75 % de las personas que sufrieron un esguince de tobillo, lo habían padecido ya anteriormente.

Qué sintomas acompañan al esguince de tobillo

Los síntomas del esguince de tobillo, van a estar relacionados con el tipo de lesión que la persona haya sufrido. Un dato que merece la pena destacar, y considero que es importante a tener en consideración, es que el dolor nunca nos indica el nivel de gravedad de la lesión.

No debemos sacar conclusiones sobre la gravedad de la lesión teniendo como criterio de valoración el dolor que la persona tiene. En primer lugar, porque la percepción del dolor es algo muy relativo y va a estar sujeto al umbral del dolor que la persona tenga.

En segundo lugar, porque el dolor que la persona manifiesta, va a estar relacionado con el grado de tracción que el ligamento haya hecho sobre el hueso en el que está sujeto y, éste a su vez por el nervio sensitivo que tengo y el grado de excitación que haya sufrido al provocarse el tirón por parte del ligamento.

Edema en el pié

Otro factor, que debemos tener en cuenta, es el grado de edema que el pie presenta después del esguince de tobillo. A veces ocurre que la elongación mayor se produce sobre una estructura que envuelve a la articulación del tobillo que se llama cápsula articular.

Ésta se adhiere firmemente al hueso y casi siempre que ocurre un esguince de tobillo la cápsula se ve afectada. Por lo tanto, ésta que en su interior alberga a la membrana sinovial, cuando sufre un estiramiento brusco provoca que se secrete liquido sinovial, de ahí el edema que encontramos alrededor del maleolo del peroné.

En la literatura podemos leer que este edema es tan redondeado y delimitado que parece un huevo de paloma. Debemos decir aquí también que el grado del edema no indica el grado de lesión del ligamento. El edema nos indica que la cápsula articular se ha lesionado.

Es por ello, que después de la recuperación del esguince de tobillo, puede quedar un edema perpetuo, debido a la elongación de la cápsula articular y a un dolor residual sobre el hueso del peroné.

Si bien ninguna de las dos cosas son graves, lo primero es una cuestión estética, lo segundo un pequeño dolor a ciertos movimientos que cederá con el paso del tiempo y el incremento de actividad.

“Ni Dolor Ni Edema nos indican la gravedad de la lesión “

Pues bien, después de estas aclaraciones que considero muy importantes, hablaremos de los síntomas que se presentan en el esguince de tobillo.

En el esguince de tobillo grado I no suele presentar mucha impotencia funcional al movimiento, aunque con dolor el movimiento puede llegar a realizarse.

Existe siempre dolor al movimiento de supinación, pie hacia adentro, que puede cambiar de localización dependiendo que sea el fascículo anterior o el medio. Si es el anterior dolerá delante del maleolo del peroné y un poco hacia abajo.

Si es el fascículo medio, dolerá justo debajo de la punta del maleolo en dirección al suelo. Decir que el dolor puede presentarse tanto al movimiento como a la palpación con la punta del dedo.
La persona que ha sufrido el esguince puede caminar, con discreta impotencia al movimiento y algo de dolor.

En el esguince de tobillo grado II, la impotencial funcional es mayor pues la persona puede haber sufrido rotura de ambos fascículos y el pie se manifestará inestable.

El edema será también de consideración pues si los dos fascículos se han roto, la cápsula habrá sufrido una tracción importante.

Dolor al moverte

El dolor al movimiento será intenso, igual que la palpación, para determinar si los ligamentos están rotos habrá que hacer el test del cajón anterior para el fascículo anterior y el test de estrés al varo para el calcáneo y diagnosticar el fascículo medio.

La marcha será difícil de realizar, ya que la persona no podrá articular el tobillo y directamente empezará a cojear o dar saltos para poder avanzar.

Si se hiciera una rx (radiografía) con el pie en supinación forzado podríamos ver como el astrágalo se ve desplazado y se ha perdido la congruencia articular con la tibia.

Finalmente, en el esguince de tobillo grado III, los síntomas se recrudecen en todos los aspectos, pues se han roto todos los fascículos del ligamento lateral externo. Y la impotencia funcional es total, con imposibilidad de realizar los movimientos de tobillo y el dolor que despierta el movimiento es exquisito.

Se puede observar incluso deformidad del tobillo por la inestabilidad articular que ocurre. En un esguince grado III se hace necesario pasar por el quirófano para restaurar el tobillo.

TRATAMIENTO

Tratamiento del esguince de tobillo grado I

Lo primero que hay que dejar claro es que los esguinces de tobillo no se inmovilizan con yeso.
El orden de actuación que considero más adecuado es el siguiente:

Intentar no dañar más las estructuras lesionadas antes de conocer el alcance de la lesión. Lo mejor es no apoyar el pie y trasladarse a un hospital o centro de salud donde te realicen una radiografía de tobillo y de pie.

Hacer una radiografía AP y LAT (anteroposterior y lateral) de tobillo y una AP de pie. Es importante que sea de tobillo para ver el alcance del esguince de tobillo, y de pie para ver las estructuras adyacentes que pudieran estar lesionadas. Por ejemplo, el quinto metatarsiano que a menudo sufre un traumatismo debido al mecanismo mecánico del esguince de tobillo, que puede desencadenar en una fractura por avulsión del tubérculo del quinto metatarsiano por tracción del tendón del peroneo lateral corto, o una fisura de la diáfisis del hueso

Una vez descartada la lesión grave, y diagnosticado el grado I. Se procede a realizar un vendaje funcional que limite el movimiento del mecanismo lesional, pero permitiendo todos los demás movimientos. Incluso el movimiento lesional debería de tener ciertos grados de libertad sin sobrepasar la barrera de tensión del ligamento. Estos grados de libertad relativa articular y al dejar todos los demás movimientos libres, hacen que se siga manteniendo la vascularización de la zona lesionada y el proceso de cicatrización del esguince de tobillo comience lo antes posible.

Comenzar a caminar

Deambulación, debes empezar a caminar lo antes posible, podríamos decir que a las 24 o 48 horas de sufrir la lesión debería comenzar el apoyo sobre el pie afecto. Muy importante que se respete el límite del dolor. Por lo que sería mejor empezar el apoyo con bastones ingleses, apoyando para tener la reacción de presión sobre la planta del pie, que ayudará a drenar el edema producido. Se mejorará también la propiocepción, la sensibilidad del nervio y se mantendrá la musculatura lo más activa posible.

NO tomar antiinflamatorios

LA INFLAMACIÓN  NO ES MALA, es el proceso normal de cicatrización. Lo de quitar la inflamación es un cuento para vender más medicamentos, piénsalo, tu cuerpo crea esta reacción para cicatrizar todo, no la cortes, déjalo que siga su curso normal. Recientemente, han salido publicaciones que cuestionan incluso la aplicación de hielo como método para reducir la inflación. Aunque también podría ser beneficioso, por otro lado. por la reacción vascular  provoca a posteriori. Pero los medicamentos no.

Acude a tu fisioterapeuta, los esguinces se curan con fisioterapia no con reposo ni medicamentos y mucho menos con un yeso 2 semanas. Con sesiones de fisioterapia consigues mejorar la vascularización de la zona, reducir el edema residual por la tracción de la cápsula que te comentaba mas arriba, disminuir la sensación dolorosa, mejorar la movilidad. Y una vez curado la reeducación del tobillo para evitar recaídas.

Reeducación de movilidad, la propiocepción, el equilibrio y la fuerza. Todo esto lo podrás hacer por ti mismo pero que haya sido prescrito por un fisioterapeuta que sabrá exactamente que ejercicios te vienen bien, con qué frecuencia y rutina. Realizando así un reentrenamiento al esfuerzo correcto y de progresión adecuada.

Tratamiento del esguince grado II

El procedimiento de actuación sería idéntico a los pasos marcados anteriormente pero hay que respetar periodos de recuperación más largos pues habrá más estructuras dañadas.

En cuanto al vendaje funcional será idéntico solo que debemos procurar que quede más ajustado e inmovilizado, ya que al estar lesionados el fascículo anterior y el medial tendremos que afinar más a la hora de limitar relativamente el tobillo. Aquí me gustaría sacar una lanza a favor del vendaje funcional que en los últimos años se ha ido viendo desplazado por el vendaje neuromuscular. Siendo el funcional mucho más efectivo que el neuromuscular cuando se trata de limitar relativamente la articulación.

En cuanto a deambulación y respecto a los antiinflamatorios se mantiene todo igual que en el tratamiento del esguince grado I

Ir al fisioterapeuta

Acude a tu fisioterapeuta sí o sí, o tu pie quedará mal para siempre. Pues tendrá inestabilidad continua y tendrás esguinces de repetición .Pero debes acudir a las 24/48 horas de sufrir la lesión no cuando el médico te lo diga, bueno si tienes suerte de que te lo diga.

Pero piensa una cosa, cuantos esguinces de tobillo ha tratado con sus manos un médico, cuantos ligamentos ha tocado y recuperado, te lo diré yo, ninguno. Así es que hazle un favor a tu cuerpo y pide cita para un fisioterapeuta, y hazlo ahora, mañana ya es tarde.

En cuanto al tiempo de reentrenamiento al esfuerzo en un esguince de tobillo grado II es mayor que de un grado I, normalmente, unas tres semanas, si el esguince se ha tratado desde el primer día y la recuperación se hace correctamente y en progresión. Si acudes después de varias semanas los resultados pueden no ser tan prometedores.

Tratamiento del esguince de tobillo grado III

1. El tratamiento del esguince grado III va a depender de cómo resulte la intervención y los tejidos que se hayan visto dañados. Por lo que, no podemos describir aquí como sería el tratamiento, pues sería completamente personalizado y según nos encontremos el pie en el momento que acuda a la consulta.

2. No olvides que el tratamiento adecuado te lo hará un fisioterapeuta. Si cometes el error de quedarte en casa realizando los ejercicios que el traumatólogo te mande tu pie quedará mal sin remedio, y quizás cuando el traumatólogo te recomiende que acudas a una consulta de fisioterapia ya sea demasiado tarde y el tobillo no quede del todo bien.

RESUMEN

Te dejo un resumen que te ayudará a memorizar la información más importante

Después de realizar todo el protocolo que te he marcado, y que por el bien de una buena recuperación del esguince de tobillo, te recomiendo que sigas estos pasos.
Después de todo el tratamiento y para una correcta vuelta a la actividad deberás realizar ejercicios de propiocepción y equilibrio. Estos te llevarán a volver al entrenamiento o a las actividades de tu vida diaria de forma progresiva.

Para realizarlos según sea mejor para tu fase de recuperación, lo ideal es que lo comentes con tu fisioterapeuta y programes las sesiones y los ejercicios.

No olvides que esto que te escribo son sólo recomendaciones, que si bien están probadas con cientos de pacientes, tras veinte años tratando lesiones, cada caso es particular y si ves que algún ejercicio no te va bien o sientes molestias consulta con tu fisioterapeuta.

Para finalizar animarte a que escribas en los comentarios cualquier duda que te haya suscitado el post. Si te ha gustado y crees que le puede ser útil a alguien compártelo, recuerda que la información debe continuar su curso y así puedes ayudar a alguien que lo necesite.

Rosa Moreno

Hola! Mi nombre es Rosa Moreno, de Asturias, soy fisioterapeuta, y monté este blog hace poco, espero que puedan ayudarme a seguir creciendo como blogger. gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicar un comentario